Centro Médico ABC > Padecimientos > Hipotiroidismo

Hipotiroidismo

21:56 - 4 mayo , 2021

Padecimiento

¿Qué es Hipotiroidismo?

Se trata de un padecimiento común que consiste en una disfunción de la glándula tiroides, ubicada en la baja y frontal del cuello, en donde esta no produce la cantidad suficiente de hormonas encargadas de regular funciones metabólicas, neuronales, cardiacas, circulatorias y digestivas, entre otras. 

Por lo general, afecta a mujeres de mediana y avanzada edad, pero mujeres y hombres de cualquier edad puede padecerlo, incluidos niños y bebés.  

Las causas de su aparición son variables, pero la más frecuente es la tiroiditis crónica o enfermedad de Hashimoto, que es una inflamación permanente de la glándula tiroidea provocada por una reacción anormal de defensa del sistema inmunológico. Sin embargo, existen otros factores que pueden desencadenarlo, como las enfermedades autoinmunes, radioterapia contra el cáncer, tratamiento radioactivo contra el hipertiroidismo, la extirpación parcial o total de la tiroides, algunos fármacos, deficiencia o exceso de yodo en la dieta, embarazo, y trastornos de la glándula pituitaria o hipófisis.

Esta enfermedad se clasifica en tres tipos:

Hipotiroidismo primario: es el tipo más común. En él, la glándula no realiza su función correctamente, pudiendo presentar bocio, donde la tiroides aumenta significativamente de tamaño. 

Hipotiroidismo secundario: la tiroides no está afectada, pero la glándula hipófisis sí, por lo que no produce la hormona estimuladora de tiroides denominada tirotropina y al no llegar a la tiroides, esta no genera las hormonas que le corresponden.

Hipotiroidismo terciario: afecta al hipotálamo, encargado de segregar la hormona que estimula la hipófisis para que libere tirotropina, que a su vez se encarga de estimular la tiroides. Esto genera una reacción en cadena en la que la hipófisis y la tiroides no realizan su función adecuadamente. 

Síntomas

La sintomatología suele desarrollarse de manera lenta y varía según el grado de avance de la enfermedad, pero los síntomas que suelen aparecer con mayor frecuencia son: 

  • Apatía y depresión.
  • Sobrepeso y obesidad.
  • Bocio.
  • Cabello seco y fragil.
  • Nivel de colesterol alto.
  • Congestión nasal y tos ligera.
  • Cansancio y debilidad muscular.
  • Problemas de concentración.
  • Hipersensibilidad al frío.
  • Periodos menstruales atípicos y con hemorragia abundante. 
  • Resequedad en la piel.
  • Ritmo cardiaco lento.
  • Dolor, entumecimiento e inflamación en las articulaciones.
  • Estreñimiento.
  • Pérdida de memoria.
  • Cara inflamada.

Si experimentas varios de estos síntomas, es necesario que consultes a tu médico lo antes posible, pues a pesar de que el hipotiroidismo no tiene cura, se puede controlar si se diagnostica y se trata oportunamente. En caso contrario puede desencadenar problemas serios de salud como obesidad, enfermedades cardiacas, insuficiencia respiratoria, infertilidad y neuropatía periférica, entre otros.

Diagnóstico y tratamiento

Tu médico, además de realizarte un examen físico y analizar tu historial clínico, te solicitará estudios de laboratorio y una prueba de la función de la hormona estimulante de la tiroides que mide la cantidad de tiroxina que la glándula tiroidea produce. 

Si tu médico sospecha de alguna alteración en la glándula, es probable que te solicite una gammagrafía tiroidea con el fin de evaluar la relación de alteraciones con otras glándulas. También, si presentas bocio, es probable que te hagan una ecografía tiroidea.

El tratamiento más común, seguro y efectivo, consiste en reponer los niveles normales de producción de hormonas de la glándula tiroides mediante la ingesta diaria de levotiroxina, que es una hormona sintética, que restaura los parámetros hormonales adecuados, revirtiendo los síntomas del hipotiroidismo.

Lo importante es encontrar la dosis adecuada para ti, lo cual puede tardar. Por ello, te someterán a revisiones periódicas que permitan valorar los niveles de la hormona estimulante de la tiroides y revisar los niveles en sangre, ya que una cantidad excesiva de hormona puede desencadenar algunos problemas de salud, como tener mayor apetito, temblores, palpitaciones, sudoraciones e insomnio.

Sin embargo, una vez establecida la dosis adecuada por tu médico, podrás continuar realizando tus actividades cotidianas de manera normal y sin restricciones. 

En el Departamento de Medicina Interna del Centro Médico ABC te brindamos servicios de atención médica con la más alta calidad y seguridad, desde la prevención, diagnóstico, tratamiento oportuno y seguimiento de patologías infecciosas, respiratorias, endocrinológicas, dermatológicas, reumáticas, nefrológicas, gastrointestinales, y hematológicas, tanto de padecimientos crónico-degenerativos como de cuadros agudos, mediante un modelo integral y multidisciplinario.

Fuentes: 

  • medlineplus.gov
  • thyroid.org
  • cinfasalud.cinfa.com
  • mayoclinic.org
  • msdmanuals.com
  • cun.es
  • medigraphic.com
  • Valdivia-Herrera M, Rosales-Medina J, Runzer-Colmenares FM, et al. Riesgo cardiovascular en pacientes con Hipotiroidismo. Rev Cubana Cardiol Cir Cardiovasc. 2020;26(1):1-2.
  • Ramos CA, Culay PA, Rodríguez SY, et al. Síndrome de Hoffmann, manifestación de hipotiroidismo: presentación de un caso. AMC. 2019;23(2):249-255.
  • Fernández VR, Pérez CN. Actualización sobre patología tiroidea durante el embarazo: hipotiroidismo e hipertiroidismo. Revista Médica Sinergia. 2020;5(10):1-14.
  • Toro RM, Restrepo GLM, Balthazar GV, et al. Hipotiroidismo adquirido en niños. Medicina & Laboratorio. 2012;18(09-10):443-458.

						

Medicina Interna – Atención Médica Integral

En Medicina Interna, ofrecemos un servicio de atención médica de prevención, diagnóstico, tratamiento oportuno y seguimiento de patologías infecciosas, respiratorias, endocrinológica, dermatológicas.

Centro de Pediatría

Brindamos cuidado especializado para pacientes pediátricos desde el momento del nacimiento hasta que se convierten en adultos

La difusión del contenido del presente material es únicamente para fines informativos y no sustituye bajo ninguna circunstancia o condición a una consulta con el médico especialista, por lo que el Centro Médico ABC no se hace responsable por el uso distinto que pueda darle a la misma. En caso de requerir mayor información relacionado con el tema, le sugerimos contacte directamente al médico especialista de su confianza.