Pie equino varo

21:55 - 4 mayo , 2021

Padecimiento

¿Qué es Pie equino varo?

Se refiere a un problema congénito frecuente en el que el pie del bebé está torcido, ya que los tendones presentan una longitud menor de lo normal, lo que provoca que los dedos del pie se giren hacia la pierna opuesta. Debido a que la mayoría de los niños lo presentan en ambos pies, es importante tratar esta anomalía semanas después del nacimiento, pues de no hacerlo, puede generar dificultades para caminar más adelante. Aunque se desconocen las causas del pie equino varo, conocido también como pie zambo, se da con mayor frecuencia en el sexo masculino. Los expertos consideran que su aparición se debe a cuestiones genéticas y medioambientales. Existen algunos riesgos potenciales que pueden contribuir al surgimiento del pie equino varo, como:
  • Familiares con pie equino varo.
  • Presencia de otros padecimientos congénitos.
  • Falta de líquido amniótico durante el embarazo.
  • Tabaquismo: si la madre fuma durante el embarazo, incrementa las posibilidades de que el babé nazca con pie equino varo.
 

Síntomas

La fisonomía típica del pie equino varo es la siguiente:
  • Escaso desarrollo de la pantorrilla y el pie.
  • Arco aumentado y talón desviado.
  • Pie torcido que genera la percepción de que está al revés.
  • Menor longitud de la pierna afectada.
Este padecimiento no produce dolor o molestia, pero si no se trata a tiempo, puede generar diversas complicaciones, entre ellas:
  • Desarrollo de artritis.
  • Autoestima baja.
  • Dificultad para caminar.
  • Problemas en los músculos de la pantorrilla, llagas y callos en el pie.
Aunque el pie equino varo no se puede prevenir, si estás embarazada, es importante que evites el consumo de alcohol y tabaco, así como la exposición indirecta al humo del tabaco y la automedicación, para reducir la posibilidad de malformaciones congénitas en tu bebé.

Diagnóstico y tratamiento

Por lo general, tu médico, a través de una ecografía, puede detectar el pie equino varo en la vigésima semana de gestación. En caso de no revelarse en la ecografía, se diagnostica al momento del alumbramiento al observar la forma y posición del pie del recién nacido. Si lo considera necesario, tu médico puede solicitar una radiografía con el fin de conocer la gravedad del padecimiento. Aunque es imposible solucionar el problema antes del nacimiento, conocer la situación, te permite informarte más sobre esta condición y buscar a los especialistas médicos adecuados para atender el padecimiento lo antes posible. El tratamiento debe comenzar a más tardar a las dos semanas posteriores al nacimiento de tu bebé, para aprovechar el nivel de flexibilidad que tienen sus tejidos óseos y articulares, además de sus tendones. Dicha terapia consiste en dotar al pie de una vista más normal y lograr que su nivel de movilidad sea mejor antes de que el niño inicie su aprendizaje para caminar, buscando evitar posibles complicaciones cuando crezca. Entre las opciones de tratamiento se encuentran:
  • Método Ponseti:
    • Escaloya: colocar un yeso a las dos semanas posteriores del nacimiento del bebé y cada semana, sustituirlo por una nuevo para que el pie vaya girando poco a poco hacia la dirección correcta.
    • Férula ortopédica: una vez que el pie alcanzó la posición correcta, se pone una férula con zapatos o botas especiales en cada extremo con el fin de impedir que el pie se vuelva a torcer. Esta férula suele portarse durante tres meses.
  • Cirugía: para darle mayor longitud a los tendones y ligamentos a fin de que el pie alcance una postura más natural.
En el Centro de Ortopedia y Traumatología buscamos mejorar la vida de los pacientes restringidos o inmovilizados por trastornos o lesiones musculoesqueléticas. Nos especializamos en el cuidado del aparato locomotor mediante la integración de los últimos avances médicos, biológicos y tecnológicos, en estricto apego a los más elevados estándares internacionales de atención al paciente.

Fuentes:

  • topdoctors.es
  • kidshealth.org
  • traumatologiainfantil.com
  • medlineplus.gov
  • mayoclinic.org
  • medigraphic.com
  • Guerra-Jasso JJ, Valcarce-León JA, Quíntela-Núñez-Del Prado HM. Nivel de evidencia y grado de recomendación del uso del método de Ponseti en el pie equino varo sindromático por artrogriposis y síndrome de Moebius: una revisión sistemática. Acta Ortop Mex. 2017;31(4):182-188.
  • Corona-Macias JP, Arana-Hernández EI, Flores-Navarro HH. Pie equino varo aducto congénito. Rev Med MD. 2016;7.8(2):76.
  • Sequeira SMF. Utilización del método de Ponseti en el tratamiento del pie equino varo no idiopático. Ortho-tips. 2015;11(4):207-212.
  • Arana HEI, Cuevas AC. Método de Ponseti en el tratamiento del pie equino varo: técnica de enyesado y tenotomía percutánea del tendón de Aquiles. Ortho-tips. 2015;11(4):186-194.

						
La difusión del contenido del presente material es únicamente para fines informativos y no sustituye bajo ninguna circunstancia o condición a una consulta con el médico especialista, por lo que el Centro Médico ABC no se hace responsable por el uso distinto que pueda darle a la misma. En caso de requerir mayor información relacionado con el tema, le sugerimos contacte directamente al médico especialista de su confianza.