Influenza aviar (gripe aviar)

21:54 - 4 mayo , 2021

Padecimiento

¿Qué es Influenza aviar (gripe aviar)?

Este padecimiento viral se origina por el virus de influenza aviar tipo A, en el que solo un par de cepas han llegado a infectar al humano. Dicho virus se encuentra de manera natural en las aves silvestres, quienes no suelen presentar síntomas, pero pueden contagiar a aves domésticas como pollos, pavos y patos. Cuando las personas entran en contacto con aves de corral o sus heces y secreciones, no es común, pero pueden llegar a desarrollar la enfermedad, en ocasiones con consecuencias fatales. Existe una preocupación mundial de que alguna de las mutaciones del virus pueda desarrollar una mayor capacidad de transmitirse de una persona a otra provocando una pandemia. Por esta razón, existen múltiples intancias científicas investigando para el desarrollo de una vacuna que nos proteja de este virus y nos permita prevenir este posible evento fatídico.

Síntomas

La sintomatología característica se manifiesta entre los tres y los ocho días  posteriores al contagio, siendo parecidos a los de la influenza humana:
  • Articulaciones y músculos adoloridos.
  • Jaqueca.
  • Problemas para respirar.
  • Ataques de tos.
  • Temperatura elevada.
  • Garganta adolorida.
  • Náusea.
  • Vómito.
  • Diarrea.
  • Conjuntivitis.
Si presentas algunos de estos síntomas y visitaste recientemente una granja, un mercado con animales vivos o tuviste contacto con aves, acude con tu médico y coméntale de estas situaciones. Las posibles complicaciones de un cuadro de influenza aviar son diversas y pueden poner en peligro la vida, tales como:
  • Padecimientos cardiacos.
  • Neumonía.
  • Insuficiencia respiratoria.
  • Insuficiencia renal.
Además de evitar el contacto con aves de corral, se recomienda mantener una higiene estricta al manipular o preparar alimentos que contengan carne y huevos de ave, los cuales deberán cocerse adecuadamente.

Diagnóstico y tratamiento

Una vez que tu médico analice tu sintomatología e historial clínico, te realizará una revisión física y tomará muestras de tus secreciones nasales y faríngeas para analizarlas en el laboratorio e identificar si el virus está presente. Asimismo, te solicitará radiografías de tórax y otros estudios de imagen para observar la afectación pulmonar que pueda haber causado el virus. Al confirmarse el diagnóstico, el tratamiento a seguir dependerá de la magnitud de los síntomas y tu estado general de salud, pero en todos los casos suele prescribirse algún antiviral o una combinación de varios de ellos, ya que el virus ha desarrollado resistencia a algunos de estos fármacos. Adicionalmente, si existe algún proceso infeccioso secundario de orden bacteriano, deberá tratarse con los medicamentos pertinentes del caso. En el Departamento de Medicina Interna del Centro Médico ABC te brindamos servicios de atención médica con la más alta calidad y seguridad, desde la prevención, diagnóstico, tratamiento oportuno y seguimiento de patologías infecciosas, respiratorias, endocrinológicas, dermatológicas, reumáticas, nefrológicas, gastrointestinales, y hematológicas, tanto de padecimientos crónico-degenerativos como de cuadros agudos, mediante un modelo integral y multidisciplinario.

Fuentes:

  • paho.org
  • topdoctors.es
  • medlineplus.gov
  • mayoclinic.org
  • msdmanuals.com
  • medigraphic.com
  • Echániz-Aviles G. Influenza aviar: ¿debemos preocuparnos?. Salud Pública Mex. 2004;46(2):186-187.
  • Coria-Lorenzo JJ, Sierra-Calle AE, Guerrero-Mendoza G, et al. Influenza y los virus aviar: la amenaza latente de un nuevo virus pandémico. Acta Pediatr Mex. 2019;40(3):154-165.
  • Steffani-Hernández G, Chávez-Maya F, Rojas-Anaya E, et al. Análisis del genoma de un virus atípico de influenza aviar H5N2 de baja patogenicidad de origen mexicano. Vet Mex. 2016;3(2):1-9.
  • González A, Noda J, Vega A, et al. Desarrollo de un nuevo antígeno contra el virus de la influenza aviar basado en la fusión de dominios expuestos de la hemaglutinina viral del subtipo H5 y la proteína CD154 de Gallus gallus. Biotecnol Apl. 2012;29(4):275-278.

						
La difusión del contenido del presente material es únicamente para fines informativos y no sustituye bajo ninguna circunstancia o condición a una consulta con el médico especialista, por lo que el Centro Médico ABC no se hace responsable por el uso distinto que pueda darle a la misma. En caso de requerir mayor información relacionado con el tema, le sugerimos contacte directamente al médico especialista de su confianza.