Especialidades Médicas

Especialidades Médicas

En Medicina Interna del Centro Médico ABC atendemos las siguientes especialidades:

En Medicina Interna del Centro Médico ABC atendemos las siguientes especialidades:

Gastroenterología

La gastroenterología es la especialidad médica que se encarga de las enfermedades del aparato digestivo; esófago, estómago, páncreas, hígado, intestino delgado, intestino grueso, colon y recto.

Los padecimientos más frecuentes son:

  • Diarrea aguda y crónica
  • Constipación
  • Síndrome de intestino irritable (colitis)
  • Reflujo gastroesofágico
  • Gastritis
  • Pancreatitis
  • Diverticulitis

Contactar a un especialista

Hepatología

La hepatología es una rama de la gastroenterología que se encarga del hígado y sus enfermedades.

Los padecimientos más frecuentes son:

  • Alteraciones en las pruebas de sangre que miden la función del hígado.
  • Hepatitis aguda y crónica; virales (A,B,C), autoinmunes, alcohol.
  • Hígado graso.
  • Tumores hepáticos.

Contactar a un especialista

Neumología

Entre las cada vez más prevalentes enfermedades respiratorias tratadas por la neumología podemos destacar el asma, neumonía, tuberculosis, síndrome de apnea del sueño, cáncer de pulmón y las enfermedades derivadas del tabaquismo. La neumología es la especialidad médica encargada del estudio de las enfermedades del aparato respiratorio.

Los padecimientos más frecuentes son:

  • Neumonía
  • Inmunodeficiencia
  • Tumor tráquea
  • Tumor pulmonar
  • EPOC
  • Bronquitis aguda
  • Influenza
  • Tuberculosis pleura
  • Infección vías respiratorias
  • Traqueobronquitis

 

Se realizan diversos procedimientos diagnóstico-terapéuticos como:

  • Broncoscopia
  • Extracción cuerpo extraño en bronquio
  • Traqueostomía
  • Biopsia de Pulmón

Contactar a un especialista

Infectología

La Infectología es una especialidad de la medicina interna muy amplia que se ocupa del diagnóstico y tratamiento de un sinnúmero de enfermedades infecciosas causadas por virus, bacterias, parásitos, hongos.

Los padecimientos más frecuentes son:

  • Infecciones respiratorias, neumonías
  • Infecciones gastrointestinales
  • IVU
  • Sepsis

Contactar a un especialista

Nefrología

La Nefrología es la especialidad médica que estudia la anatomía de los riñones y sus funciones. Tiene como campo la prevención, el diagnóstico y el tratamiento de las enfermedades del riñón y sus consecuencias que en resumen es:

  • HTA y daño vascular
  • Hematuria (sangre en la orina), proteinuria (proteínas en la orina) Infecciones urinarias
  • Enfermedades que producen cálculos en el riñón
  • Enfermedades que producen inflamación en el riñón (Nefritis)
  • Enfermedades en otros órganos, en la inmunidad y tratamientos que afectan a los riñones
  • Tratamiento de las consecuencias de la función renal alterada: anemia, falta de bicarbonato, aumento del fósforo
  • Seguimiento de la Insuficiencia Renal Crónica en consulta (ERCA)
  • Tratamiento de diálisis: Hemodiálisis y Diálisis peritoneal
  • Atención previa, inmediata y posterior del Trasplante renal
  • Nutrición de la Insuficiencia renal en todas sus fases
  • Biopsia Renal para el diagnóstico de las enfermedades renales Colocación de accesos vasculares para realizar Hemodiálisis (catéteres)
  • Técnicas especiales de depuración de la sangre: plasmaféresis, granuloaféresis, leucocitaféresis, LDL aféresis etc.

 

Vigilancia médica del trasplante renal

Es una especialidad que abarca un amplio campo de la medicina y exige al Nefrólogo una formación amplia y sólida no sólo en lo que es propio de su especialidad, sino también de aquellas especialidades con las que se relaciona estrechamente: Cardiología, Endocrinología, Gastroenterología y Urología entre otras.Contactar a un especialista

Hemodiálisis

La hemodiálisis es un proceso que consiste en limpiar la sangre usando un tipo especial de filtro llamado dializador. Para lograr esto es necesario crear un punto especial de acceso, mediante una cirugía menor que suele realizarse en el brazo para permitir el tratamiento de diálisis crónico, este puede ser por medio de un catéter o la creación de una Fístula arteriovenosa interna (FAVI)

Durante el tratamiento, la sangre se limpia con el dializador. El proceso de limpieza no provoca ningún dolor y durante las primeras sesiones la mayoría de los pacientes presentan una mejoría en cuanto a sus síntomas. Normalmente este tratamiento es dos o tres veces a la semana con un tiempo de sesión de 3-4 horas, dependiendo de las indicaciones de su médico nefrólogo.

Existen tres tipos de acceso en la hemodiálisis:

Fístula
Una fístula es la opción recomendada para un acceso. Se realiza uniendo una arteria a una vena cercana debajo de la piel para formar un vaso sanguíneo más grande. Este tipo de acceso se recomienda porque tiene menos problemas y dura más. Una fístula debe colocarse en forma temprana (varios meses antes de comenzar la diálisis), de modo de que tenga mucho tiempo para cicatrizar y esté lista para usar en el momento en que usted comience la hemodiálisis. Usted debe ser evaluado por un médico especial, llamado cirujano vascular, por lo menos seis meses antes de comenzar la diálisis.

Injerto
Si los vasos sanguíneos no son aptos para una fístula, se puede utilizar un injerto. Esto implica unir una arteria y una vena cercana con un tubo blando y pequeño de material sintético. El injerto se encuentra totalmente debajo de la piel.

Catéter
El tercer tipo de acceso, llamado catéter, se coloca en una vena grande del cuello o de la ingle. Los extremos de los tubos se encuentran sobre la piel, fuera del cuerpo. Este tipo de acceso suele utilizarse temporalmente si una fístula o un injerto no están listos o si necesitan reparaciones. Los catéteres pueden utilizarse como un acceso permanente, pero solo cuando no es posible colocar una fístula o un injerto

Contactar a un especialista

¿Qué sucede después de que cicatrizan la fístula o el injerto?
Después de que la fístula o el injerto hayan cicatrizado y la diálisis comience, se colocan dos agujas en los vasos sanguíneos cada vez que se realice el tratamiento. Luego se conectarán las agujas a tubos blandos de plástico. Un tubo transporta la sangre desde la aguja hacia el dializador (el riñón artificial), donde se limpia. La sangre limpia vuelve al paciente a través del otro tubo.

¿Cómo se monitorea mi tratamiento?
Se le realizan análisis de sangre mensuales. Estos son muy importantes debido a que permiten al equipo de atención médica saber qué tan bien se encuentra el paciente y si es necesario realizar algún cambio en la dieta, medicamentos o incluso la cantidad de tiempo que pasas en el equipo de diálisis.

Contactar a un especialista

Hemodiálisis

La hemodiálisis es un proceso que consiste en limpiar la sangre usando un tipo especial de filtro llamado dializador. Para lograr esto es necesario crear un punto especial de acceso, mediante una cirugía menor que suele realizarse en el brazo para permitir el tratamiento de diálisis crónico, este puede ser por medio de un catéter o la creación de una Fístula arteriovenosa interna (FAVI)
Durante el tratamiento, la sangre se limpia con el dializador. El proceso de limpieza no provoca ningún dolor y durante las primeras sesiones la mayoría de los pacientes presentan una mejoría en cuanto a sus síntomas. Normalmente este tratamiento es dos o tres veces a la semana con un tiempo de sesión de 3-4 horas, dependiendo de las indicaciones de su médico nefrólogo.

Existen tres tipos de acceso en la hemodiálisis

Fístula
Una fístula es la opción recomendada para un acceso. Se realiza uniendo una arteria a una vena cercana debajo de la piel para formar un vaso sanguíneo más grande. Este tipo de acceso se recomienda porque tiene menos problemas y dura más. Una fístula debe colocarse en forma temprana (varios meses antes de comenzar la diálisis), de modo de que tenga mucho tiempo para cicatrizar y esté lista para usar en el momento en que usted comience la hemodiálisis. Usted debe ser evaluado por un médico especial, llamado cirujano vascular, por lo menos seis meses antes de comenzar la diálisis.

Injerto
Si los vasos sanguíneos no son aptos para una fístula, se puede utilizar un injerto. Esto implica unir una arteria y una vena cercana con un tubo blando y pequeño de material sintético. El injerto se encuentra totalmente debajo de la piel.

Catéter
El tercer tipo de acceso, llamado catéter, se coloca en una vena grande del cuello o de la ingle. Los extremos de los tubos se encuentran sobre la piel, fuera del cuerpo. Este tipo de acceso suele utilizarse temporalmente si una fístula o un injerto no están listos o si necesitan reparaciones. Los catéteres pueden utilizarse como un acceso permanente, pero solo cuando no es posible colocar una fístula o un injerto

Contactar a un especialista

¿Qué sucede después de que cicatrizan la fístula o el injerto?
Después de que la fístula o el injerto hayan cicatrizado y la diálisis comience, se colocan dos agujas en los vasos sanguíneos cada vez que se realice el tratamiento. Luego se conectarán las agujas a tubos blandos de plástico. Un tubo transporta la sangre desde la aguja hacia el dializador (el riñón artificial), donde se limpia. La sangre limpia vuelve al paciente a través del otro tubo.

¿Cómo se monitorea mi tratamiento?
Se le realizan análisis de sangre mensuales. Estos son muy importantes debido a que permiten al equipo de atención médica saber qué tan bien se encuentra el paciente y si es necesario realizar algún cambio en la dieta, medicamentos o incluso la cantidad de tiempo que pasas en el equipo de diálisis.

Contactar a un especialista

Reumatología

La Reumatología es la especialidad médica que se encarga de prevenir, diagnosticar y tratar las enfermedades musculoesqueléticas y autoinmunes sistémicas.

Existen más de 200 enfermedades reumáticas. En su conjunto, estas patologías afectan a uno de cada cuatro adultos. Son la segunda causa de consulta, tras las infecciones respiratorias agudas, en Atención Primaria y la primera causa de incapacidad. Además, las enfermedades del aparato locomotor son las que más deterioran la calidad de vida de las personas, por encima de las enfermedades de pulmón y corazón.

Las enfermedades musculoesqueléticas afectan a huesos, músculos y articulaciones, así como a los tejidos que los rodean, pudiendo producir dolor, inflamación, rigidez, limitación de movimiento y deformidad. Por otra parte, las enfermedades autoinmunes sistémicas, como el lupus, el síndrome de Sjögren, la esclerodermia o la dermatomiositis, pueden afectar a cualquier órgano del cuerpo, como los riñones, el pulmón, la piel, el corazón o el cerebro.

Estas enfermedades suelen ser crónicas, por lo que precisan de seguimiento por el reumatólogo a lo largo de toda la vida.

Los padecimientos más frecuentes son:

  • Lumbalgia
  • Artritis reumatoide
  • Artritis de rodilla
  • Artritis de manos
  • Fibromialgia
  • Osteoporosis

Contactar a un especialista

Endocrinología

La endocrinología es una disciplina de la medicina que estudia el sistema endocrino y las enfermedades provocadas por un funcionamiento inadecuado del mismo.

Algunas de las enfermedades de las que se ocupa la endocrinología son la diabetes mellitus provocada por deficiencia de insulina o resistencia a su acción, el hipotiroidismo por déficit en la producción de hormonas tiroideas, el hipertiroidismo por excesiva producción de hormonas tiroideas y la enfermedad de Cushing debida generalmente a excesiva producción de cortisol por las glándulas suprarrenales.

El sistema endocrino del cuerpo comprende el páncreas, la tiroides, la glándula paratiroidea, la glándula pineal, el hipotálamo, la hipófisis y las glándulas suprarrenales, además de los ovarios y los testículos. También abarca muchos otros órganos que responden a las hormonas, que las modifican o que las metabolizan.

Los padecimientos más frecuentes son:

  • Diabetes
  • Alteraciones Nutricionales
  • Osteoporosis y trastornos del calcio (huesos)
  • Trastornos de las glándulas hipófisis, sexuales y suprarrenales
  • Trastornos de la tiroides
  • Medicina para personas transgénero e intersexuales

Contactar a un especialista

Dermatología

La dermatología es una especialidad de la medicina que se ocupa del conocimiento y estudio de la piel humana y de las enfermedades que la afectan.

Atención integral a las personas que buscan respuestas sobre afecciones y enfermedades de la piel, las membranas mucosas, el cabello y las uñas.

Muchos problemas de la piel están relacionados con otras afecciones médicas, como el cáncer y la enfermedad celíaca. Por lo tanto, los expertos en enfermedades de la piel trabajan con muchos especialistas (oncólogos, cirujanos, endocrinólogos, neurólogos, cirujanos plásticos y reconstructivos, y otros) para brindar la atención que necesitas para todo el cuerpo.Contactar a un especialista

Geriatría

El objetivo primordial de la Geriatría es lograr el mantenimiento y la recuperación funcional de la persona mayor para conseguir el máximo nivel de autonomía e independencia. Para lograrlo, se requiere la participación de personal de salud, la familia, las personas cuidadoras, las amistades o núcleo social cercano. Este propósito se complementa con otras acciones que en conjunto dan sostén al desarrollo de dicha especialidad.

La geriatría es la rama de la medicina que se dedica a estudiar las enfermedades que aquejan a las personas mayores y a su cuidado. El especialista considera los aspectos clínicos y también los que pueden ayudar al tratamiento, prevención y rehabilitación del o la paciente, integrando aspectos familiares y sociales. Proporciona también herramientas para la atención de la persona adulta mayor sana o enferma, en etapas agudas, subagudas, crónicas o en situación terminal.Contactar a un especialista

Residencia para personas mayores con el cuidado de expertos.

Residencia para personas mayores con el cuidado de expertos.

Hematología

La hematología es la especialidad médica que se ocupa del estudio, diagnóstico, tratamiento y prevención de las enfermedades de la sangre y los órganos que participan en su producción, como son la médula ósea, y el bazo o los ganglios. Asimismo, se ocupa de los componentes de la sangre (glóbulos rojos, eritrocitos, plaquetas, leucocitos, hemoglobina, plasma, etc.) y de sus características (mecanismo de coagulación, etc.)

La hematología abarca diferentes actividades en el ámbito hospitalario:

 

  • Gestión y diagnóstico biológico en laboratorio de determinaciones hematológicas básicas o especiales (análisis de sangre).
  • Diagnóstico biológico y clínico de trastornos que causan hemorragia o trombosis.
  • Atención médica a pacientes con enfermedades hematológicas en todas las fases del proceso.
  • Realización de los trasplante de médula ósea.
  • Control de los bancos de sangre, de la producción de productos derivados de la sangre (hemoderivados) y de la seguridad de las transfusiones.
  • Investigación y desarrollo de nuevos procedimientos para el control de enfermedades hematológicas.

 

Entre los numerosos padecimientos hematológicos cabe destacar las siguientes enfermedades oncológicas:

 

  • Leucemia
  • Linfomas
  • Mielomas
  • Trombosis
  • Enfermedades hemorrágicas, como la hemofilia
  • Síndrome mielodisplásico
  • Anemia
  • Neutropenia
  • Trombocitopenia

Contactar a un especialista

Como parte de tu tratamiento para la aplicación de medicamentos, tu médico especialista puede enviarte al Centro de infusión de Santa Fe o al Centro Oncológico de observatorio

Hemodiálisis

La hematología es la especialidad médica que se ocupa del estudio, diagnóstico, tratamiento y prevención de las enfermedades de la sangre y los órganos que participan en su producción, como son la médula ósea, y el bazo o los ganglios. Asimismo, se ocupa de los componentes de la sangre (glóbulos rojos, eritrocitos, plaquetas, leucocitos, hemoglobina, plasma, etc.) y de sus características (mecanismo de coagulación, etc.)

La hematología abarca diferentes actividades en el ámbito hospitalario:
  • Gestión y diagnóstico biológico en laboratorio de determinaciones hematológicas básicas o especiales (análisis de sangre).
  • Diagnóstico biológico y clínico de trastornos que causan hemorragia o trombosis.
  • Atención médica a pacientes con enfermedades hematológicas en todas las fases del proceso.
  • Realización de los trasplante de médula ósea.
  • Control de los bancos de sangre, de la producción de productos derivados de la sangre (hemoderivados) y de la seguridad de las transfusiones.
  • Investigación y desarrollo de nuevos procedimientos para el control de enfermedades hematológicas.

 

Entre los numerosos padecimientos hematológicos cabe destacar las siguientes enfermedades oncológicas:
  • Leucemia
  • Linfomas
  • Mielomas
  • Trombosis
  • Enfermedades hemorrágicas, como la hemofilia
  • Síndrome mielodisplásico
  • Anemia
  • Neutropenia
  • Trombocitopenia

Contactar a un especialista

Como parte de tu tratamiento para la aplicación de medicamentos, tu médico especialista puede enviarte al Centro de infusión de Santa Fe o al Centro Oncológico de observatorio

Como parte de tu tratamiento para la aplicación de medicamentos, tu médico especialista puede enviarte al Centro de infusión de Santa Fe o al Centro Oncológico de observatorio

Como parte de tu tratamiento para la aplicación de medicamentos, tu médico especialista puede enviarte al Centro de infusión de Santa Fe o al Centro Oncológico de observatorio

EspecialidadesMédicas

  • Gastroenterología
  • Hepatología
  • Neumología
  • Infectología
  • Nefrología
  • Hemodiálisis
  • Reumatología
  • Endocrinología
  • Dermatología
  • Geriatría
  • Hematología

Nuestras
Ubicaciones

En el Centro Médico ABC estamos preparados para atenderte en cualquiera de nuestros campus las 24 horas / 7 días.

Campus Observatorio

Sur 136 No. 116, Col. Las Américas,
Álvaro Obregón, 01120, Cd. de México.

Tel. 55 5230 8000

Campus Santa Fe

Av. Carlos Graef Fernández 154, Col. Santa Fe,
Cuajimalpa, 05300, Cd. de México.

Tel. 55 1103 1600