Centro Médico ABC > Revista Digital > Aprende más sobre la lactancia

Aprende más sobre la lactancia

mas de lactancia

Puntos clave:

  • El sistema inmune del bebé comienza a activarse debido a la lactancia.
  • Las madres que lactan benefician su salud con la prevención de diabetes, cáncer de mama y cáncer de ovarios.
  • El calostro ayuda al desarrollo óseo y a la madurez cardiaca del bebé.

Alrededor de la lactancia materna existen diferentes mitos o ideas, que pueden generar dudas al momento de realizar este proceso.

Para la Dra. Yazmín Chirino Barceló, pediatra especialista en neonatología del Centro Médico ABC, es importante poder distinguir entre los mitos y realidades de la lactancia materna, para llevar mejor el proceso.

La leche materna fomenta el desarrollo sensorial y cognitivo, y protege al niño de las enfermedades infecciosas y las enfermedades crónicas. La lactancia materna exclusiva reduce la mortalidad del lactante por enfermedades frecuentes en la infancia, tales como la diarrea o la neumonía, y ayuda a una recuperación más rápida de las enfermedades.1

Los recién nacidos obtienen diferentes beneficios durante la lactancia, siendo la nutrición el más importante, pero también ayudará a prevenir enfermedades como diabetes tipo 2 u obesidad en la infancia.

Emocionalmente al lactar, se promueve el apego entre bebé y madre, gracias al contacto de piel con piel, temperatura, calor e incluso el intercambio de miradas, reforzando la relación entre los dos.

Aunque se considera que la lactancia es para ayudar al bebé, la madre también obtiene algunos beneficios durante esta actividad. El proceso de lactar ayuda a la madre a prevenir un 32% de diabetes, 26% de cáncer de mama y 37% de cáncer de ovarios, señala la Dra. Chirino.

También le ayuda a bajar de peso, debido a que las reservas generadas durante el embarazo serán utilizadas para la producción de leche materna, lo que permitirá que la madre regrese a su peso natural de una manera rápida y adecuada.

Iniciando la época de lactancia, los pechos crecerán y se acomodarán en función a las necesidades del bebé, pero una vez termine este periodo, regresarán a su tamaño normal. Se recomienda utilizar un sostén firme que permita a los tejidos volver a su forma natural.

Mitos y realidades de la lactancia

Existen muchos mitos, realidades, miedos y sentimientos involucrados en la lactancia. A continuación, te resolveremos algunos de ellos.

¿Cuándo debo amamantar a mi bebé?

El periodo de alimentación es individual, en algunos casos el intervalo es cada dos horas, para otros es cada cuatro horas; siendo una necesidad independiente en cada caso. Pero hay que recordar que la mamá tiene un tiempo para el vaciado de pecho y otro periodo para su llenado.

Se tiene la creencia de que hay que darle de comer al bebé cada que empiece a llorar, pero lo óptimo es alimentarlo antes, esto trae como beneficio que la madre se acomode con mayor tranquilidad y en una posición adecuada, permitiendo al recién nacido una mejor succión.

Previo a la etapa de llanto por hambre, el bebé comenzará a realizar acciones indicando su necesidad, como abrir la boca y mover la lengua buscando alimento. También, poco antes de comenzar a llorar, todos los bebés realizan un pequeño sonido.

Alimentar al bebé antes del llanto permitirá que la madre y niño estén más tranquilos, con mayor paz y evitarán que llegue un llanto que no se logre controlar.

Una recomendación de la Dra. Chirino es no usar el biberón en los primeros días, el tipo de succión es diferente para el pecho y para el biberón, lo que resultará en que el bebé no logre entablar una lactancia adecuada.

Por otra parte, el uso del biberón intervendría en la estimulación para la producción de leche, el bebé es quien indica cuánta leche producirá la madre y en caso de que sea suplementado por otra variante, el pecho dejará de producir la cantidad necesaria.

¿El calostro no nutre al bebé?

Se ha llegado a pensar que el calostro, la primera leche materna que se produce durante la lactancia, no nutre el bebé. Pero en realidad cuenta con un alto contenido de proteínas y minerales, destinados a ayudar en el desarrollo óseo y la madurez cardiaca del bebé.

Aunque es reducido en grasas y azúcares, el calostro se encuentra tan concentrado que su absorción es casi inmediata, indica la Dra. Chirino. Resultando en una nutrición de alta calidad y con un alto contenido de inmunoglobulina Tipo A, la cual confiere una gran inmunidad al recién nacido, siendo de gran importancia su consumo en los primeros días de vida.

¿Las madres de pecho pequeño producen menos leche?

Sin importar si el pecho es pequeño o grande, todas las madres son capaces de producir la cantidad necesaria para su bebé.

El diseño anatómico de los pechos para la lactancia se encuentra estimulado por el bebé, quien determinará la cantidad de leche que consumirá y, por ende, lo que producirá la madre; entre una mayor succión mayor será la producción de leche.

¿Me puedo embarazar si estoy amamantando?

La época de lactancia no es un método anticonceptivo, razón por la cual sí es posible llegar a un embarazo durante este periodo de tiempo. Ante lo cual hay que tomar las medidas pertinentes en caso de que no se desee.

En el Centro de Obstetricia del Centro Médico ABC te podemos dar atención especializada ¡Contáctanos!

Fuente:
Dra. Yazmín Chirino Barceló – Pediatra especialista en neonatología del Centro Médico ABC
https://youtu.be/wSDOwhw04VY
1https://apps.who.int/nutrition/topics/exclusive_breastfeeding/es/index.html

¿Cómo podemos ayudarte?

    La difusión del contenido del presente material es únicamente para fines informativos y no sustituye bajo ninguna circunstancia o condición a una consulta con el médico especialista, por lo que el Centro Médico ABC no se hace responsable por el uso distinto que pueda darle a la misma. En caso de requerir mayor información relacionado con el tema, le sugerimos contacte directamente al médico especialista de su confianza.